Tres individuos entraron a su casa y a punta de pistola se llevaron sus pertenencias. - Miguel Paulino Noticias

Lo Nuevo

Home Top Ad

Post Top Ad

miércoles, 30 de diciembre de 2020

Tres individuos entraron a su casa y a punta de pistola se llevaron sus pertenencias.

SANTO DOMINGO –
A poco mas de 10 meses después de haber migrado al país con la intención de crearse un futuro en territorio dominicano, una pareja de europeos piensa volver a sus naciones luego de vivir la madrugada del 24 de diciembre una pesadilla, cuando tres individuos entraron a su casa y a punta de pistola se llevaron sus pertenencias.

Pese a que los delincuentes fueron captados por las cámaras de seguridad y fueron rastreados con dispositivos electrónicos, aún no hay detenidos.

Después de cometer el hecho la madrugada del 24 de diciembre en un residencial de La Castellana, estas tres personas fueron captados por las cámaras de vigilancia cuando saltaron el muro del residencial y lograron huir con las pertenencias que habían sustraído en una mochila que también pertenecía a la pareja.

Ya cuando estaban preparados para pasar la primera Nochebuena en territorio dominicano, Marcello Palmisano y Margarita Fernández se despertaron en la madrugada en medio de un desorden cuando las tres personas ya estaban dentro la vivienda, hurgaba en las habitaciones y recolectaban cuanto podían.

El descaro de los individuos fue tan grande que, además de sustraer aparatos electrónicos, dinero en efectivo y ropa, al ver la talla de zapatos de Marcello decidieron también llevarse sus zapatos y, en su lugar, dejaron los suyos.

Sin embargo, aunque sus planes fueron interrumpido por el forcejeo con los residentes en la vivienda, los pillos lograron escapar con todo lo que habían sustraído.

Con ayuda de los dispositivos electrónicos robados se pudo ver en tiempo real la ruta y ubicación de los antisociales a unos seis kilómetros de la residencia.

Pero a pesar de la información del GPS, los videos de las cámaras de vigilancia y otras evidencias, cinco días después de lo ocurrido no hay nadie detenido por el hecho.

Margarita y Marcello llegaron a santo domingo a principios de este 2020 con el deseo de formar familia en estas tierras caribeñas, pero tras este acontecimiento se sienten vulnerables e indefensos , por lo que afirman que pronto podrían irse del país.

Los vecinos nos afirman que en esta zona este tipo de hechos NO son comunes, pero por lo visto los antisociales han hallado un nicho en este residencial porque en solo un año han sucedido 4 robos con las mismas características de este caso.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Post Bottom Ad